¿Deberían las personas con hemofilia aplicarse la vacuna contra la COVID-19?

Respuestas para la comunidad de trastornos hemorrágicos a las preguntas frecuentes sobre la vacuna
Author: Donna Behen

Cuando las vacunas de Pfizer-BioNTech y Moderna contra la COVID-19 se pusieron a disposición del público en diciembre de 2020, los profesionales de la salud de todo el país las llamaron una herramienta importante para poner fin a una pandemia que ha causado más de 400,000 muertes y ha enfermado a millones de estadounidenses.

Pero muchas personas en la comunidad de trastornos hemorrágicos tienen preguntas sobre la vacuna, incluso si es segura de aplicarse si uno tiene hemofilia u otro tipo de trastorno hemorrágico. A continuación, encontrará respuestas a algunas de las preguntas más comunes sobre la vacuna contra la COVID-19.

¿La vacuna contra la COVID-19 es segura para personas con trastornos hemorrágicos?

Si padece un trastorno hemorrágico, no hay contraindicaciones para vacunarse con la vacuna Pfizer-BioNTech o Moderna. La terapia de inmunotolerancia, el tratamiento para la hepatitis C y el VIH y otras afecciones que requieren el uso de medicamentos inmunosupresores tampoco impiden que una persona reciba la vacuna contra la COVID-19. Si alguien participa en un ensayo clínico, debe informar su vacunación a los investigadores del estudio.

¿Tener un trastorno hemorrágico coloca a alguien en el grupo de alta prioridad para recibir la vacuna?

No, las personas con trastornos hemorrágicos no tienen mayor riesgo de contraer COVID-19 o de desarrollar una forma grave de la enfermedad, por lo que no se las considera un grupo prioritario para la vacunación. Sin embargo, un argumento para fomentar la vacunación en la comunidad de trastornos hemorrágicos es que las personas que tienen COVID-19 a veces pueden desarrollar coágulos sanguíneos que requieren tratamiento con anticoagulantes, y este tratamiento debería manejarse con cuidado si alguien también tiene un trastorno hemorrágico.

¿Las personas con trastornos hemorrágicos deben seguir alguna precaución especial cuando se vacunen?

Si es posible, se debe utilizar la aguja de menor calibre (calibre 25 a 27) para administrar la vacuna intramuscular. Sin embargo, el uso de una aguja alternativa no siempre es posible porque algunas vacunas deben administrarse usando la combinación de aguja-jeringa adjunta.

Se debe aplicar presión en el sitio durante al menos 10 minutos después de la inyección para reducir el sangrado y la hinchazón. Además, se recomienda revisar el área de inyección durante dos a cuatro horas después de la vacunación para asegurarse de que no haya hematoma tardío. La molestia en el brazo durante uno o dos días después de la inyección es normal, a menos que empeore y vaya acompañada de hinchazón.

Si experimenta una reacción alérgica a la vacuna (fiebre, calor, enrojecimiento, erupción cutánea con picazón, dificultad para respirar o hinchazón de la cara o la lengua), debe comunicarse con su médico de inmediato o ir a la sala de emergencias del hospital más cercano de inmediato, ya que estas reacciones alérgicas pueden poner en peligro la vida. Los pacientes con antecedentes de reacciones alérgicas a concentrados de factor de coagulación de vida media prolongada que contienen polietilenglicol (PEG) deben discutir la elección de la vacuna con su médico porque algunas vacunas contienen PEG.

¿Deben algunas personas con hemofilia inyectarse antes de vacunarse?

Sí, si alguien tiene hemofilia grave o moderada, la vacuna debe administrarse después de una inyección de factor VIII (FVIII) o factor IX (FIX). Pero no se requieren precauciones hemostáticas para los pacientes con un nivel basal de FVIII o FIX superior al 10 %. Los pacientes que toman emicizumab (con o sin un inhibidor) pueden vacunarse mediante inyección intramuscular en cualquier momento sin precauciones hemostáticas y sin recibir una dosis de FVIII.

¿Existen precauciones especiales para las personas con la enfermedad de von Willebrand?

Dependiendo de sus niveles de actividad del cofactor de ristocetina (ristocetin cofactor, RiCof) del factor von Willebrand (von Willebrand factor, VWF) basal, los pacientes con enfermedad de von Willebrand (EvW) tipo 1 o 2 deben usar terapias (como DDAVP o ácido tranexámico) en consulta con su centro de tratamiento de hemofilia. Los pacientes con EvW tipo 3 deben recibir una inyección que contenga VWF.

¿Qué pasa con las personas con trastornos hemorrágicos poco frecuentes?

Todas las personas con trastornos hemorrágicos pocos frecuentes (incluidas aquellas con trombocitopenia y / o trastornos de la función plaquetaria) deben vacunarse. A los pacientes que toman anticoagulantes se les debe realizar una prueba de tiempo de protrombina dentro de las 72 horas previas a la inyección para determinar el índice internacional normalizado (international normalized ratio, INR). Si los resultados son estables y se encuentran dentro del rango terapéutico, se pueden vacunar por vía intramuscular.